domingo, 2 de octubre de 2016

Me gusta escribir

Me gusta escribir, y me mirarán raro, e intentarán entenderme, sin éxito, pero me gusta escribir. Me gusta escribir, es tan solo una justificación a mi tendencia insana de encariñarme con cosas y personas, pero me gusta escribir. Me gusta escribir, lo escribiré en letras grandes en mi carne de identidad, en mi casa, en mis páginas, en mi cama, en mi mirada, y lo seguiré escribiendo.

Me gusta escribir-te. Aunque nunca llegues a leerme, aunque sea un punto difuso en tu existencia. Pero te pienso, quizás, demasiado a menudo. Te vuelvo a dar vida en mis teclas, hago que seas la pieza más importante del universo que constituyen mis letras. Hago que seas grande y que no tengas miedo. Hago que te sientas querido, que te duermas sobre mis emes y te columpies en mis tes. Y justo cuando pongo el punto final y sabes que me iré durante un tiempo, solo el necesario, porque no puedo dejar de pensarte, reviso si todo está en su sitio, si no te he ahogado con mis pensamientos y sentimientos, si sigues presente en todo esto. Después enciendo el mundo y te quedas ivernando y me siento egoísta por  guardarte como un tesoro secreto. Pero antes de que me lo reproches recuerda que a mí, solo a mí, me gusta escribirte. Y ojalá que algún día lo sepas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario