sábado, 14 de marzo de 2015

Lo que sucede cuando tú, "criatura inocente", vas caminando.

Vas caminando con paso lento por el mismo lugar de siempre, pero sintiendo que aún así no perteneces ni pertenecerás jamás a ese sitio. Es curioso como la vida sabe perfectamente como ponerte en los lugares y momentos erróneos muchas veces... Y no digo que sea un error, simplemente una equivocación, tal vez la causa de esa fuerza efímera que asoma la cabeza algunas veces desde tu interior.

Siendo un error o no, caminas con paso decidido, observándolo todo con ojitos de inocencia... Aparentando una gran mentira, cubriendo la verdad de lo que es tu mente, una espantosa calamidad capaz de juzgarlo todo con crueldad hasta no dejar un títere con cabeza. Pero bueno, es algo que se venía venir, ¿o no? Que te juzguen tanto hace que tú, por defecto, también empieces a juzgarlo todo.

Como decía, vas caminando sin perder detalle de lo que te rodea, como si cada uno de esos árboles perfectamente cortados fuese a esfumarse si dejaras de mirarlo. Como si tuvieses miedo a olvidar de dónde vienes. Como si tuvieses miedo simplemente de eso, de olvidar. Y es que, esos planes tuyos de verte en un futuro lejos de este lugar, se realizarán, y que me maten si eso no llega a ser una verdad como un templo.

Así pues, caminas mirándolo todo, pensando que algún día no lo volverás a ver. Gente que anda con prisas, niñatas sentadas en escalones mientras esperan a sus novios con la compañía de un sugerente porro, niños que siguen el paso de sus padres y perros que saben que lo último que tienes para ellos son caricias y palabras tontitas.

Estás en tu elemento. Es irónico, ya que no, no pertenecerás nunca a ese lugar, pero estás en tu elemento. Son esas las situaciones en las que más cómoda se siente tu mente. Juzgando y escrutándolo todo, montándote historias sobre dónde acabarán en el futuro todas esas personas, o simplemente cediéndoles paso a tus usuales rompecabezas mentales. Es pura costumbre, joder. Eso de abstraerte del mundo cuando no te mola lo que te rodea, es un arte que tu Cajita de Ensueño lleva toda la vida cultivando. Cierras las puertas hacia el mundo exterior, y lo analizas, juzgas y reconstruyes desde las fortalezas de tu Cajita, como una diosa que tiene todo el poder y a la que nada le afecta. Y te encanta. Qué bien sabe entretenerte esa Cajita tuya...

Carol ✰❤(^ω^)❤✰

6 comentarios:

  1. ¿Ponerte en lugares y momentos erróneos? Mmm... a qué me recordará eso xD
    Pues sí, juzgamos. Pero a veces la mejor forma de sobrevivir es cerrar tú mente, que solo tú escuches lo que te dice, porque en el momento que te pones a decir la verdad, a hablar como realmente piensas, todos van a por ti, lo digo por experiencia. Y que luego nos traten de vender la idea de que en éste mundo lo importante es ser uno mismo no me lo creo... me cago en todo c:

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Kaito comentó una entrada :') ais, que poco transitado está esto, joder xD Si no te importa, me explayo... Igual lo lees y todo jaja
      Sobrevivir dices... Sep, la mayoría del tiempo yo también lucho por "sobrevivir", aunque es triste. Desgraciadamente yo no soy de las personas que cuando se indignan con alguna gilipollez humana, ponen a los cuatro o cinco imbéciles en su sitio, no. Yo me guardo reflexiones y algún que otro taco para mí, para mi Cajita. No sé cómo te sonaré, pero sé que si les dijese la verdad, la única y tajante verdad que mi mente me chiva a gritos, acabarían ignorándome después de haberme pisoteado verbalmente. Y bueno, eso no es algo que me mole, obviamente, así que he acabado dejando a gran parte de la humanidad por casos terriblemente perdidos, incapaces de razonar ante verdades como templos... Aborrezco a esta gente tan hipócrita que cree que tiene al mundo comiendo de sus manos. Y completamente de acuerdo, Kaito... Es muy importante ser uno mismo... pero al parecer eso es algo momentáneo, ya que algunas personas no han olido ni si quiera la tolerancia...
      Gracias por comentar x3

      Eliminar
    2. Lo leí XD
      ¿Que como me suenas? Me suenas a mi, cada día en clase, haciendo como que me ha hecho gracia una gilipollez y por dentro estar queriendo gritarles miles de cosas. Ha habido alguna que otra vez que les he dicho ''retrasados'' o algo así, y he tenido que rectificar con ''era una broma'' por miedo a lo que pueda pasar, porque ya hubo un tiempo en el que dije lo que pensaba, y ahí me pisotearon hasta donde pudieron.
      Me cago en todo lo cagable, no hay más

      Eliminar
    3. Sep... eso me pasó a mí también. Pero bah, hay veces que ni si quiera merece la pena malgastar saliva en hablar con ciertos imbéciles...

      Eliminar